Municipales’19 – Michael Taya Mason, Vox

El candidato que encabeza la lista de Vox es Michael Taya Mason.

Soltero, de 36 años, tiene doble nacionalidad anglo-española. Reside actualmente en Sitges. Estudió en las escuelas de Castelldefels Bon Soleil y The British School. Estudió Derecho en la UB y en ESADE. Se dedicó a las nuevas tecnologías y al desarrollo de software, en el sector del juego en línea. Ha vivido en Sudamérica y en Norteamérica. Se dedica a administrar el patrimonio de su familia, en lo referente a activos financieros e inmobiliarios.

A continuación, un extracto de la entrevista, cuyo vídeo puede ver íntegramente.

—¿Qué es lo primero que haría como alcalde de Castelldefels?

— Revisar los presupuestos para bajar los impuestos al máximo, el IBI y la plusvalía sobre todo. Creo que es lo que más preocupa a las personas, porque, al fin y al cabo, la compra y venta de casas no deja de ser uno de los motores económicos de esta zona, que está basada en el turismo, y que más afecta al ciudadano de a pie.

—¿Qué película le ha hecho llorar?

— “Lo que el viento se llevó″. Me emocionó muchísimo. Una película muy bonita, de causas perdidas y, además, políticamente muy incorrecta. Hoy en día sería difícil hacer una película tan valiente en sus planteamientos.

—¿Qué es en lo primero que se fija cuando conoce a alguien?

— En los ojos. Creo que son el espejo del alma, aunque sea un lugar común.

—¿Qué hace falta para conquistarle?

— Ser sincero, ante todo, y quizás tener una cierta comunión en la estética, que es una parte de la ética.

—¿Cuál de los siete pecados capitales comete con más frecuencia? ¿Lujuria, ira, soberbia, envidia, avaricia, pereza, gula?

— Me debo estar haciendo mayor, pero creo que es la gula. Comer es lo que más disfruto. Es una cosa espantosa, pero creo que tengo alma de gordo.

— ¿Cuál es el último concierto de música al que ha asistido? Y, cuando tiene un día malo, ¿qué canción, qué artista le levanta el ánimo?

— Fui a ver la producción de “Nabucco”, de Verdi, en el Liceo; me gustó muchísimo, aunque creo que el Liceo hace unas producciones demasiado modernistas y vanguardistas para mi gusto. Disfruto mucho en general de la música clásica, Mozart, Verdi, Beethoven, Wagner… cuando estoy triste es lo que más me gusta escuchar. El arte está para emocionar

— Le entristece, le pone de mal humor …

— La hipocresía es lo que más me molesta y mas me puede llegar a poner de mal humor, cuando escucho a gente decir cosas que sé que en el fondo no creen o no respetan. Y ponerme triste… quizá la nostalgia, pensar en el pasado, en cosas que podías haber hecho y no hiciste en el momento… Es el sentimiento de pensar que perdí una ocasión lo que más puede llegar a entristecerme.

—¿Qué es lo que no haría nunca por amor?

— Dejar de creer en las cosas que creo. Hay que ser fiel a uno mismo, a los principios, a tu visión de la vida. No puedes vendérselo a otra persona por amor porque es un fracaso siempre.

— Aprovecha los momentos de soledad para…

— La lectura. Valoro muchísimo la soledad; soy una persona que disfruta mucho de ella, y siempre me ha gustado mucho leer.

— ¿Qué libro volvería a releer?

— “Cándido”, de Voltaire. Es un libro que siempre me anima mucho. Voltaire es un escritor que siempre me trae la sonrisa, muy escéptico y muy tolerante, además, que es algo que la sociedad moderna, políticamente correcta, debería aprender: el sentido del humor, saber reírse de todo.

—¿Qué espacio o rincón de Castelldefels le trae un buen recuerdo?

— Yo diría que toda la zona de la playa donde estaba mi colegio, el edificio del antiguo Angloamericano, por los recuerdos infantiles y de adolescencia.

— Señale una virtud y un defecto de Castelldefels.

— Las dos grandes virtudes de Castelldefels serían la costa, obviamente, tener el mar… yo siempre elijo ciudades que tienen mar, para vivir, siempre. Miami, Panamá, Barcelona… siempre elijo ciudades con mar… o Sitges mismo. Otra de las virtudes de Castelldefels es lo multicultural que es, con más de cien nacionalidades conviviendo aquí, por lo que es una ciudad con una experiencia muy abierta. ¿Defecto? La inseguridad, como ha subido el crimen y que, por la noche, uno no pueda sentir que puede ir tranquilo por la calle. Creo que es uno de los peligros más grandes.

 
 
Ajuntament de Castelldefels
Ajuntament de Castelldefels
Castelldefels Turisme